fbpx

Perdí la motivación


Muy seguramente has escuchado a algún atleta decir esta frase o incluso ese atleta eres tu.

Un atleta puede perder motivación por diversas cuestiones; sea una lesión, mal desempeño o por agotamiento corporal. Llevándonos a cuestionables y dudosos pensamientos que nos hacen querer renunciar.

Habrán momentos que pienses que solamente gastas tu tiempo, dinero y energía  en algo que quizá no seas bueno y que es mejor dejarlo ahora que seguir esforzándonos por un camino sin fin.

Así que si esto te identifica no esperes más y vuelve a tu zona de confort seguramente ahí estarás en un lugar mejor. 

Pero si eres de las personas que lucha, que se aferra y que pelearía hasta el último momento lo poco o mucho que le han costado las cosas, entonces comienza a tomar acciones de inmediato. 

Descansa
Tomate un merecido descanso
Reflexiona
Haz cambios a lo que no esté funcionando
Alimentación
Asegurate de regresarle a tu cuerpo lo que le exiges

Y es que no tiene nada de malo perder motivación si al final nos ayudara a regresar con mejor fuerza, determinación y entrega

Puede que no estés tan en forma como quieres…hoy. Puede que no seas tan fuerte como quieres…hoy. Hacer ejercicio puede no hacerte sentir confiado…hoy. TRABAJA DURO. Da tu mejor esfuerzo y todo lo que tengas. Te aseguro que saldras mas en firma de lo que eras esta mañana. Coloca extremadamente hoy un ladrillo y también hazlo mañana. Tendremos un muro sólido antes que nos demos cuenta.
Ben Bergeron

JUST DO NOT QUIT